viernes, mayo 19, 2006

Tu nombre es el prefijo de la ausencia

Tu nombre es el prefijo de la ausencia,
dos sílabas hermosas y dolientes,
forjadas por los hados inclementes,
que hicieron de tu nombre una advertencia.

Así desde tu cuna la sentencia,
como un rumor de trágicas simientes,
se alzaba a contemplar las diferentes
caricias de mi amor de adolescencia.

La noche se me adentra como un clavo
herrumbroso de amargas soledades,
pensando en como el tiempo te desgrana.

Y yo que en ti empecé sin ti me acabo
perdido en el dolor de mis verdades:
Vivir sin ti es morir cada mañana.

Diego Jerez

2 comentarios:

Diego J. dijo...

Es todo un honor Pablo.

Muchísimas gracias.

Un abrazo.

Arriaz! dijo...

¡Coño!...¿y cómo descubriste este blog?

De nada, pongo los mejores, y los que puse son los mejores tuyos (al menos los que he visto).

Otro abrazo para ti.